Notebook gamer: los requisitos para competir con una consola

Notebook gamer: los requisitos para competir con una consola

¿Piensas en adquirir un notebook gamer? Puede que te encuentres ante uno de los dilemas más comunes entre los jugadores: decantarte por un PC o consola. De hecho, de los 3100 millones de gamers en el mundo, 1500 millones usan una PC. Así que, si te sientes dividido por las bondades que puede prestarte cada opción, puedes estar seguro de que no eres el único.

Algo que puede sacarte de dudas es conocer los atributos que convierten un notebook gamer en una máquina igual o hasta más potente que una consola como la PS5 o la Xbox Series S/X.

La tendencia Crossplay en videojuegos

Cada vez más juegos se suman a la tendencia multiplataforma, con soporte para disfrutarlos desde consolas y ordenadores en partidas multijugador. De hecho, es una característica que tiene cada vez mayor demanda entre los gamers por su amplia compatibilidad.

Además, este hecho permite a los usuarios de PC disfrutar de las funciones que ofrece una computadora gamer en el campo laboral o académico. Por ejemplo, un buen portátil es capaz de correr sin problemas software de diseño, renderización 3D, arquitectura y cualquier programa de ofimática.

El Cross Platform también te permite aprovechar la portabilidad y movilidad de un notebook, para jugar dondequiera que te encuentres. Así, podrás llevar tus títulos de Playstation 4 y 5, o Xbox Series a cualquier parte sin tener que instalar nada ni lidiar con cableados y conexiones. En definitiva, le otorga puntos a los usuarios de PC.

¿Qué tan potentes son la Playstation 5 y el Xbox Series S y X?

Técnicamente, las consolas fueron diseñadas para un fin específico. Todos sus componentes y partes están pensados para optimizar al máximo el rendimiento al correr un videojuego. Competir contra esto desde una computadora gamer no es nada sencillo y requiere de una mayor inversión.

Presta atención a las características técnicas que hacen tan potentes y atractivas a estas consolas de última generación:

  • CPU. Ambas consolas cuentan con un CPU Zen 2 de 8 núcleos, de 3,8 GHz en el caso del Xbox Series X y 3,5 GHz en el caso de la PS5.
  • GPU. Entre los elementos más sorprendentes del Xbox Series X, se encuentra su potencia gráfica de 12 TFLOPs que corren a 52 CUs y 1,825 GHz. Mientras que la PS5 renderiza sus juegos por medio de sus 10,28 TFLOPs a 36 CUs con 2.23 GHz. Ambas consolas tienen la misma arquitectura RDNA2.
  • Memoria RAM. Tanto la Playstation 5 como el Xbox Series X ofrecen 16 GB de RAM GDDR6 con diferentes atributos que se acoplan a su arquitectura. Además, el ancho de banda de la PS5 es de 448 GB/s, superada por los 560 GB/s de la consola de Microsoft.
  • Almacenamiento interno. Ambas consolas equipan un disco rápido SSD. En el caso del Xbox de 1 TB y la PS5 de 825 GB una ligera diferencia que muchos gamers han cuestionado. No obstante, Sony está trabajando para ampliar este espacio, mientras que Microsoft ya especificó que se puede sumar 1 TB más a la memoria del equipo.
  • Velocidad del SSD. Otro aspecto que juega un papel importante en el renderizado eficiente de los juegos es la velocidad del disco duro SSD. En el caso de las Xbox Series, se procesan los datos de almacenamiento de sus juegos a 2,4 GB/s, mientras que la consola de Sony lo hace con 5,5 GB/s.

Como has notado, hacerse con un notebook para jugar, que iguale o supere estos atributos no es tarea sencilla. No obstante, se han diseñado equipos de gama alta que pueden renderizar con mucha fluidez títulos crossplay a la altura de estas consolas.

Un notebook para jugar a la altura de las consolas última generación

Al echar un vistazo a los juegos de última generación, la recomendación mínima de la mayoría de los títulos parte de los 8 GB de RAM y un sistema operativo Windows 10. No obstante, es recomendable que siempre apuntes por encima de los requisitos básicos para que puedas disfrutar de una mejor experiencia de juego.

Además, en materia gráfica el notebook necesitará un poderoso soporte que compita con los atributos que ofrece una consola. En este sentido, puedes tomar como referencia una GTX 1650 de Nvidia, capaz de ofrecerte 4 GB de VRAM para correr con fluidez juegos en sus requisitos recomendados. Así, de acuerdo al juego, incluso podrás ejecutarlo con una alta tasa de frames por segundo.

En cuanto a las características mínimas del procesador, es un poco más complicado establecer un criterio del cual partir. Sin embargo, puedes considerar un Intel Core i5 a 2.40 GHz o su equivalente en AMD Ryzen. Por ejemplo, en un Notebook Acer Nitro 5 se han probado algunos de los juegos top del mercado y han demostrado un buen rendimiento.

Además de estos atributos, recuerda evaluar los sistemas de conectividad. Por una parte, la tecnología Wi-Fi que utilice el modelo, será elemental para poder jugar sin molestas interrupciones por LAG. Igualmente, verifica que el equipo cuente con conectores que te permitan utilizar todos tus periféricos y complementos adicionales, como puerto HDMI, USB 2.0 y 3.0 y conexión por Bluetooth.

Evalúa tu notebook a partir de un juego

Al elegir un notebook gamer debes prestar atención a ciertos atributos del equipo y compararlos con los requisitos de videojuegos que desees disfrutar. Además, ten presente que algunos títulos de alta demanda gráfica sugieren configuraciones para disfrutarlos en su máxima capacidad a la máxima cantidad de FPS o bajo requisitos mínimos.

Por ejemplo, Call of Duty: Warzone es un Crossplay con el que puedes compartir con usuarios de consola. Para poder jugarlo desde un notebook gamer, el equipo de Activision recomienda ciertos requisitos que deben cumplirse, y que pueden servirte al evaluar un computador portátil en este mismo orden de importancia:

  • Procesador: Intel Core i3-4340 o AMD FX-6300.
  • Tarjeta gráfica: Nvidia GeForce GTX 1650 o Radeon HD 7950, compatible con DirectX12.
  • Memoria RAM: 12 GB como valor recomendado.
  • Disponibilidad de almacenamiento: 175 GB.
  • Sistema operativo: Windows 10 – 64 bit.

Es importante que consultes por características y atributos adicionales que pueda ofrecer el notebook que pienses adquirir. Por ejemplo, Acer ha integrado en muchos de sus notebook gamer un software llamado NitroSense. Este programa es capaz de regular la intensidad en cada uno de sus ventiladores para el GPU y CPU, a fin de ofrecer un mayor rendimiento al habitual.

Conocer los requisitos para competir con una consola de última generación te permitirá ser mucho más asertivo al elegir un notebook gamer. Recuerda que debes partir de los requisitos que demande el tipo de juegos que te gustan y apuntar siempre a estar por encima de ellos para mantenerte más tiempo a la altura de los próximos lanzamientos. Desde el catálogo de la Acer Store, puedes dar con equipos portátiles, ligeros y muy potentes que se ajustan a distintas necesidades y presupuestos. Ingresa y comienza a evaluar el más idóneo para ti.

Te podría interesar

HDMI 2.1: las ventajas en la actualización de este puerto

Seguro has escuchado acerca del HDMI 2.1. Anteriormente,